Por Timoteo Solano Hernández/Xalapa, Ver. Enero del 2017.-La diputada juvenil Originaria de Soledad de Doblado  Karla Utrera Ortega declaro que con la salida repentina de Amadeo Flores Espinoza se da paso para que los jóvenes entren al relevo con su dinamismo, y sus ideas frescas, señalo que en lo particular ella sigue preparándose profesionalmente, y a pesar de su juventud sabe y conoce las necesidades de la gente, de alguna manera a contribuido al bienestar común del más necesitado, brindando asesoría y agilizado trámites en las diligencias que sean necesario.

Karla Utrera Ortega menciona que en estos momentos difíciles para su partido, donde la mayoría buscan alejarse, los verdaderos priistas como ella que conocen los estatutos, que han sudado la camiseta, están atentos a lo que venga con muchas ganas de participar aun contra la corriente, y estan  dispuestos a encarar los retos necesarios hasta encontrar una solución.

Al cuestionarla ¿Cómo se encuentras el PRI en estos momentos? Menciono: “el PRI es toda una institución, a veces se necesita un pequeño golpe para voltear a ver qué sucede, este es el momento del cambio, un cambio que permitirá al partido su renovación, no necesitamos militantes doble moralistas, hoy el PRI viene más fuerte que nunca, con caras nuevas y actitudes frescas, menciona Karla Utrera

Para ella el partido en estos momentos está atravesando por una grave crisis que se puede resolver, dijo estar convencida que su partido sabrá levantarse a pesar de que en el 2016 sufrió una derrota que permitió la alternancia en Veracruz. De esa derrota hemos aprendido que debemos mantener la unidad y fuerza de nuestro partido para que este 2017 resulten ganadores muchos de  nuestros candidatos postulados a las alcaldías  y así recibamos el 2018 con más brío, con un PRI joven y renovado que pueda recuperar Veracruz.

Para Karla Utrera la nueva presidenta o presidente que sea elegido por la militancia, debe tener una trayectoria limpia, humildad,  pero sobre todo actitud, una energía que mueva a los Veracruzanos, con mucha capacidad y fuerza de voluntad para que los ciudadanos  vuelvan a creer en el partido, hace falta abrir las cúpulas,  dejar atrás los círculos  que ya están muy gastados, se debe hacer una reingeniería dentro del partido que permita la inclusión, la participación, la  fluidez de las ideas, que permita la reconstrucción de Veracruz.

En estos momentos de crisis política en el estado la designación de la delegada nacional Lorena Martínez es una decisión muy acertada de parte de la dirigencia nacional porque sanara muchas heridas llamando a la unida partidista y así congregar una militancia a la altura para Veracruz,  en estos momentos difíciles más no imposibles como  lo señala Karla Utrera…

Finalmente menciono que el PRI necesita un dirigente que sea capaz y se preocupe por dar solución a la problemática interna, una dirigencia que sea incluyente, que se preocupe por brindar atención a todos y cada uno de los militantes, que nunca condicione su participación ni apoyo, en mi opinión personal creo se debe dar oportunidad a las mujeres y la mejor carta que el partido podría jugar seria la maestra Erika Ayala Ríos, finalizo Karla Utrera.