*Comerciantes esperan este efecto multiplicador positivo que trae una bonanza en este periodo: Raymundo Díaz

POR JAVIER VARGAS SALINAS

FORTIN.- Una vez que los ingenios que se encuentran en esta zona centro del estado comiencen a pagar las preliquidaciones a los productores de caña, será un aliciente para la economía regional, pues los pequeños comercios que están en la zona de abasto podrán ver incrementadas sus ventas.

Este es un efecto multiplicador positivo que trae consigo una bonanza en el periodo que dura la zafra, porque los cañeros comienzan a realizar sus compras y en muchos casos a pagar, lo que permite una pequeña reactivación económica, así lo expresó el dirigente de los tianguistas Siglo XXI de Fortín, Raymundo Díaz Mota.

Indico que siempre es una bendición que el campo florezca en estos pagos de zafra, ya que el pago de las preliquidaciones es un motor económico para esta vasta región, el inicio de este 2017 está siendo un poco complicado, sobre todo en esta famosa cuesta de enero, la cual empezó como antes se hacía, con aumentos que es una medida negativa para la economía que deprime el mercado interno y que se traduce en incremento de precios produciendo una inflación.

Señaló el también economista que aunado a los problemas sociales que se tuvieron como fueron los saqueos a tiendas y más, puso nerviosa la economía local que trajo efectos nefastos, esperando que los efectos no se traduzcan en una difícil cuesta hasta el primer trimestre del año.

Díaz Mota dejo en claro que la firma del famoso pacto el cual está mal hecho, ya que es una copia que revive al de los años 90, en el cual se trataba de estabilizar los precios, donde todos los sectores del país, hacían el compromiso de no realizar aumentos, pero no se puede firmar un acuerdo que afecta y es lesivo a los trabajadores, porque por un lado empresarios no aumentan precios, no hay aumento de salarios, pero sí hay un aumento en las tarifas eléctricas, agua y gasolinas.

Lo que no es lógico, porque estos aumentos traen una cascada de aumentos que a final de cuentas son con cargo al pueblo, sobre todo los de servicios públicos.