El FC Barcelona ha empatado en el Benito Villamarín de forma totalmente injusta a 1

29 de enero .- Cometer un error es normal, cualquiera lo puede cometer, pero lo que no es normal es que pase prácticamente jornada tras jornada. Esto es lo que le está sucediendo al Barça, que está viendo como La Liga está claramente preparada por Javier Tebas y sus secuaces para que el Real Madrid pueda levantarla después de varios años donde no han visto ni el color del trofeo.

El clamoroso robo en el Benito Villamarín ha sido el último que ha tenido que sufrir el Barça, equipo al que ya le han quitado injustamente 10 puntos por fallos (voluntarios o no) arbitrales. De los últimos ocho partidos en los que los colegiados han perjudicado al conjunto azulgrana, en tres de ellos han costado puntos. El primero fue en Balaídos, contra el Celta: el encuentro acabó 4-3, pero el árbitro no señaló un claro penalti sobre Neymar que podría haber supuesto el empate.

En el partido contra el Málaga, el colegiado señaló fuera de juego totalmente inventado en el gol de Gerard Piqué que rompía el 0-0 inicial. Ante el Villarreal, el encuentro quedó con tablas a 1, pero el árbitro se comió dos penaltis claros sobre los jugadores del Barça. En Anoeta, eso sí, el Barça se vio ayudado por un gol de Juanmi que debió subir al marcador. Por lo tanto, debido a todos estos errores de los colegiados, el conjunto azulgrana sumaría ahora mismo 52 puntos.

Ha sido uno de los robos más clamorosos de la historia! El árbitro Hernández Hernández no ha querido señalar un gol completamente legal del Barça, que debía haber subido al marcador después de que Álex Alegría adelantara al Real Betis en el minuto 75 del encuentro.

De hecho, en la misma jugada hubo un claro penalti sobre Neymar. Como se puede apreciar en las imágenes, el disparo del FC Barcelona entró claramente y superó la línea por más de un metro, pero para Hernández Hernández esto no sirvió: probablemente debería haber vestido el Barça una camiseta de color blanco para que este hubiera contado para algo.

En el minuto 90, Luis Suárez logró empatar el encuentro. Pero un dato que nadie tiene en cuenta es que un jugador del Betis se tiró doliéndose en el tercer minuto de añadido, antes de que se cumpliera el final del partido, por un balonazo, y perdió unos 40 segundos cuando el Barça más cerca estuvo de adelantarse en el marcador. A diferencia de lo que ocurre con el Madrid, Hernández Hernández (como ejemplo, el partido contra el Deportivo) no añadió este tiempo de más.

Hernández Hernández ya cumplió su cometido, robarle la Liga al FC Barcelona y regalársela claramente al Real Madrid. ¡Felicidades Javier Tebas, por fin tú equipo podrá ganar una Liga!

Fuente: madrid-barcelona.com