Las redes sociales actualmente te pueden llevar al cielo o hasta al mismo infierno. Pueden darte la gloria o hundirte en el abismo. Y como su nombre lo dice, nos enredan y más si no sabemos utilizarlas.

Eso parece haberle pasado a la magistrada Yolanda Cecilia Castañeda Palmeros, una mujer de gran trayectoria y que desde este mismo espacio hemos apoyado para que alguien como ella presida el Tribunal Superior de Justicia.

Sin embargo, algo pasó, un malentendido, una aclaración y una falta de disculpas.

El viernes pasado el director del portal Política al Día, Francisco Licona González, le etiqueta a la magistrada en su portal de facebook una columna de Manuel Rosete, donde habla de la relación del Secretario Rogelio Franco con Erick Lagos y “supuestos” aviadores en la Secretaría de Gobierno, con la única pretensión informativa, para que ella la leyera.

La magistrada entendió otra cosa y contestó en su Facebook a Francisco Licona que la calumniaba, que ella no era aviadora de la Secretaría de Gobierno, y a su vez le dijo “viejo misógino”. Posterior a ello, Don Paco Licona se disculpó públicamente con ella, aún sin tener que hacerlo, pues su único error y pecado fue “etiquetarla en Facebbok”.

Los que conocen a la magistrada, saben que no se anda con “medias tintas” y más si en materia de justicia se trata, pero esta vez le falló, pues hizo un señalamiento directo de Culpable sin un proceso de investigación. ¿Dónde quedó la presunción de inocencia? Y sobre todo ¿Dónde quedaron las disculpas públicas?

II

El suceso donde aparece María Zobeida Leticia Blázquez Morales, investigadora del Instituto de Salud de la UV, que dio lugar a que le pusieran varios motes desde #LadyXalapa a #LadyImportante, ocurrió hace más de una semana, casi arañando los quince días.

Quizás usted ya lo vio y recuerde a esa mujer dirigiéndose a un varón. Todo indica que el chofer que graba le dio alcance a la señora quien reclama airada: “¡Apúrate, chingada madre, yo no tengo tu tiempo!” y va de vuelta a su camioneta. Regresa y lanza otra perla: “No sabes con quién te metiste, ¡yo sí soy importante!” y se pudiera rematar con otra, que creemos que es cuando se percata que la graban: “Tienes una cara de pendejo… ¡qué! ¿no me vas a dar dinero?”

El fin de semana, a través de esas famosas redes sociales, la investigadora se enteró de que su nombre estaba dando la vuelta en la internet. Se disculpó con sus conocidos y tenía ahora una nueva preocupación… esperaba que ese video así como el escándalo que se suscitó en la internet, no afectara en su trabajo.

La preocupación de María Zobeida es comprensible, pues no sería la primera persona que pierde su empleo por haber sido enjuiciada en las redes sociales. Si bien es cierto, la conducta de la investigadora no es aceptable, también tendría que pasar a la balanza si hay peso específico para valorar su empleo por la conducta asumida tras un percance automovilístico… en lo particular, espero que no.

III

Este sábado pasado, Sandra Soto asumió la presidencia nacional de la ANUR, misma asociación que encabezaba pero en el estado. Mas no fue la única dama que dio de qué hablar y para bien, a nivel federal. Además de la nueva titular de la Asociación Nacional de la Unidad Revolucionaria, suena que Anabel Ponce Calderón podría ocupar la delegación en la SEP que acaba de dejar Erik Porres Blesa, quien pasa a una secretaría técnica. Pero, vamos, no deja de ser un rumor bientencionado como el que empieza a sonar en la secretaría general del PRI, donde se dice que Regina Vázquez Saut pudiera estar ya planeando su salida. ¿Les suenael nombre de Elena Córdova Molina? Esta joven funcionaria federal en Sagarpa, pudiera ser, no sólo la imagen que requiere el PRI en estos momentos, sino de la vitalidad y energía que a todos sus proyectos inyecta la vecina de Mesa de 24, de Alto Lucero.

Dicen que tres senadores no la ven mal: Pepe Yunes y Manuel Cota Jiménez, así como Héctor Yunes Landa. Otros avales son el mismo titular de Sagarpa, Pepe Calzada Rovirosa así como la subsecretaria de dicha dependencia, Mely Romero Celis. Elena bien pudiera desde la secretaría darle una frescura y liderazgo auténtico a este cargo en el PRI que muchas veces pareciera más de adorno.

caballero_brenda@hotmail.com

@NumerosRojos_BC