La Selección Mexicana planta un rostro distinto en el Azteca para vencer a Costa Rica 2-0. Javier Hernández empata máximo récord de goles

CIUDAD DE MÉXICO.

Cuarenta y seis goles. Javier Hernández​ llegó a la meta, después de 89 partidos con la Selección Nacional. Para alcanzar a Jared Borgetti, el otro goleador histórico del equipo mexicano, Chicharito tuvo que ser paciente.

Tras varios encuentros sin anotar, la oportunidad se le presentó ante Costa Rica y el tapatío no falló: a la salida del portero Keylor Navas, uno de sus mejores amigos en el Real Madrid, se adelantó y definió por encima, con un puntapié, para poner el primero de los dos tantos de anoche en el Estadio Azteca. Historia pura.

Se jugaban entonces apenas seis minutos del juego. El Tri era mejor, pero pronto recibió respuesta del conjunto tico, con dos jugadas de peligro, que estuvieron cerca de sorprender a Guillermo Ochoa. Primero Francisco Calvo y luego Christian Bolaños, cuyo remate paso rozando el poste derecho de la portería, luego de encontrar espacio por en medio de los defensas.

Los ataques iban y venían de los dos lados, aunque los ticos fueron cediendo. No resistieron la presión en el medio campo, donde Jonathan dos Santos hizo un trabajo formidable, ni tampoco la velocidad de Vela y Hernández, las dos llaves del triunfo.

Después del gol de Chicharito, el tercero que le hace a Costa Rica, el Tri forzó un tiro de esquina a punto de irse al descanso. Ahí llegó el turno de Néstor Araujo, quien esperó el recorrido del balón y remató a segundo poste, sin que Keylor pudiera evitar rebasar la línea del arco (44′). Dos a cero, un marcador suficiente para que los dirigidos por Juan Carlos Osorio manejaran las cosas con mayor calma. Y el complemento fue precisamente eso: un examen de coordinación y equilibrio, en el que México se mostró fuerte, pese a perder profundidad. Golpeados y con molestias, Oribe Peralta y Chicharito dejaron el campo, siendo Jürgen Damm y Raúl Jiménez sus reemplazos. Pero sin éxito.

A velocidad, el equipo mexicano contó con un par de llegadas más en los últimos minutos, sin que lograran tener éxito. El triunfo vuelve a situar al Tri en el primer lugar del Hexagonal final, con un Chicharito que, a partir de este viernes, cruzó la línea de gol que le hacía falta.

Hubo invasión ‘tica’ en el Azteca. Da clic aquí y mira las imágenes.