La próxima semana se acercarán a los equipos de campaña para agendar y se prevé las reuniones se realicen en el puerto de Veracruz: Guillermo Trujillo.

Por Irineo Pérez Melo

Xalapa, Ver., La grey evangélica del estado de Veracruz buscará reunirse en fecha próxima con los candidatos presidenciales “para platicar con ellos y plantearle los problemas que enfrentan como comunidad cristiana”, reveló Guillermo Trujillo Álvarez, presiente de la Red Evangélica del Estado de Veracruz.

En conferencia de prensa, adelantó que se ha considerado que estas reuniones se efectúen en el puerto de Veracruz, en donde se contempla la asistencia de representantes de los evangélicos en todo el país, por lo que a partir de la próxima semana iniciarán las gestiones correspondientes con los equipos de campaña de los cinco aspirantes.

Expresó que se espera que las reuniones se realicen con los abanderados de las alianzas Juntos Haremos historia, Andrés Manuel López Obrador; Por México al frente, Ricardo Anaya Cortés; Todos por México, José Antonio Meade Kuribreña y los independientes, Margarita Esther Zavala Gómez del Campo y Jaime Rodríguez Calderón, por lo que una vez que se logre agendarse, se dará a conocer las fechas y el lugar de estos encuentros.

El representante evangélico en el estado destacó que la grey evangélica representa un buen número de votos, “el voto de los evangélico es un voto duro y fuerte en todo el país y en todos los estados, cada vez somos más los evangélicos que votamos, más del 90% de los evangélicos salen a votar”.

Destacó la importancia de esta comunidad religiosa, por la gran participación ciudadana que tiene, prueba de ello se dio en las elecciones en donde resultó triunfador Donald Trump, quien escuchó al pueblo evangélico, “en base a ello tuvo más del 50% de los votos, porque fue un hombre sensible y sincero, aunque sus modos y sus formas, no nos guste, pero tuvo la simpatía, tuvo la atracción entre el voto evangélico, aunque las encuestas no le favorecías, creo que su arma fue el voto evangélico”, añadió.

Por otro lado, dio a conocer que en lo que va de las campañas de proselitismo electoral, no ha logrado modificar la actitud de los ciudadanos, quienes ven con desencanto porque no hay propuestas serias, sino denostaciones y descalificaciones, “lo que habla mal de los candidatos porque están haciendo su trabajo, por cierto malo”.

Finalmente, mencionó que muchos de los contendientes electorales están basando sus campañas políticas en encuestas y realizando eventos masivos que no sirven de nada, “porque quien asiste a ellos no es el ciudadano que votará a su favor, y éste prefiere ignorarlos por tanta publicidad que se tiene en los medios masivos de comunicación”.