Autoridades ambientales han hecho caso omiso a la denuncia: Oscar Arcos.

Por Irineo Pérez Melo

Xalapa, Ver., Las autoridades de protección al medio ambiente, tanto federal como estatal no han atendido el problema de contaminación ambiental generado por el tiradero a cielo abierto que se localiza entre Villa Aldama y Altotonga, aseguró Óscar Arcos Roldán, presidente nacional de la asociación civil Trabajando por un Gran Estado por el Progreso de un Gran País (TPUGE).

En conferencia de prensa, expresó que la denuncia se presentó ante las autoridades ambientales de manera oportuna, pero a la fecha no han hecho nada por regular el asunto, lo cual podría provocar un problema de salud pública por la emisión de desechos residuales que se filtran a los mantos freáticos.

Mencionó que el tiradero de basura se localiza en los terrenos de Vinicio Ascencio y no cumple con las normas establecidas para su operación y la dependencia que debe estar pendiente, que en este caso debe ser la Semarnat, ni siquiera se ha dignado a inspeccionar su funcionamiento.

Sostuvo que no cuenta con las membradas para evitar que los lixiviados se vayan a los cuerpos de agua existentes en la zona, pues allí se tiran residuos hospitalarios altamente contaminantes, que de no prestarse la debida atención, esto podría repercutir en la salud de los habitantes que viven en los alrededores.

En ese lugar, los municipios de Xico, Acajete, Alto Lucero, Villa Aldama, Altotonga y Perote tiran allí la basura que generan sus habitantes, si el mínimo tratamiento para ello, por lo cual la contaminación al medio ambiente, que afectaría también a la población aledaña.

Ante este panorama, hizo un llamado a las autoridades ambientales tanto del estado como de la federación para que tomen cartas en el asunto y se termine con la contaminación a cielo abierto, y de ser necesario clausurar el espacio, pues no cumple con las normas de Ley, concluyó.