Se requieren unas 25 para mejorar el servicio de recolección de desechos sólidos en las 512 colonias de Xalapa: Guillermo Caballero.

Por Irineo Pérez Melo

Xalapa, Ver., Las diez unidades recolectoras de desechos sólidos que adquirió el ayuntamiento para fortalecer el área de Limpia Pública municipal resultarán insuficientes, porque se cuentan en operación con muchas unidades muy deterioradas que tendrán que darse de baja para evitar mayores problemas.

Lo anterior fue señalado por Guillermo Caballero de Jesús, secretario general del Sindicato Solidaridad Urbana de Trabajadores al Servicio del H. Ayuntamiento de Xalapa-FATEV, quien dijo que se requieren más unidades recolectoras para dar el servicio a las 512 colonias con que cuenta la capital veracruzana.

“Imagínense, se meten diez y se tienen que dar de baja algunas unidades que ya no están en óptimas condiciones de seguir funcionando, entonces se requiere de mucho más parque vehicular, para lo cual se requieren de 25 unidades más para fortalecer bien Limpia Pública, que no sean mejorales, que sea un buen medicamento para poder erradicar el mal que se padece en esta área”, añadió.

Y es que el alcalde Hipólito Rodríguez Herrero dio a conocer que ya se hizo la adquisición de 10 nuevas unidades recolectoras de basura, canalizándose para ello un presupuesto de 18 millones de pesos, pero que se tuvo un ahorro de 4 millones de pesos al momento de hacer la compra de las mismas.

En ese tenor, el dirigente sindical manifestó su beneplácito porque en unos días más se harán entrega de las mismas, con lo que se fortalecerá y se mejorará el servicio de recolección de basura que se presta a los habitantes de esta capital.

Confió en que las nuevas unidades no sean utilizadas para otro fin, por lo que se está platicando con la subdirectora de Limpia Pública y con el director de Servicios Municipales para tocar este tema, dado que existe la versión de que algunas unidades se utilizarán para hacer la recolección de desechos sólidos orgánicos para hacer composta.

Además, dijo por último, se está negociando para que estas unidades sea operadas por los sindicalizados que llevan años laborando con unidades en condiciones que dan mucho que desear, por el grave deterioro que enfrentan y de esta manera reconocer su trabajo, otorgándoles estas nuevas unidades.