ColumnaSinNombre
@pablojair
+ Los pobres criterios de la CEAPP
+ Los enroques entre Veracruz y Boca del Río
+ Delincuentes operando a la vista de todos
¿Quién es el alto funcionario de gobierno en Veracruz que cuando ve en el identificador una lada del norte, se altera y no quiere contestar?
–Chopenjawer
Lamentable la noticia de que el basurero de Las Matas seguirá siendo el peor foco de contaminación en el estado de Veracruz, pues desde la cancelación del proyecto del relleno sanitario en Chinameca, el Gobierno de Veracruz no tiene “Plan B”.
Lo anterior lo confirmó el propio gobernador Cuitláhuac García Jiménez, quien tuvo que ir la semana pasada a desactivar un conflicto que estaba creciendo por la falta de operación del responsable de la política interna en Veracruz: el secretario de Gobierno, Eric Cisneros Burgos, así como de la diputada local por el distrito de Cosoleacaque, Magaly Armenta Oliveros; y hasta de la actual titular de la Secretaría de Medio Ambiente y también ex diputada por el mismo distrito, Rocío Pérez Pérez.
Un poco de contexto: como se sabe, en días anteriores se había anunciado con bombo y platillo que se instalaría un relleno sanitario regional para clausurar de manera definitiva el basurero de Las Matas, ubicado en Minatitlán. El asunto parecía caminar bien, pero de repente un pequeño grupo de pobladores comenzó a protestar y el conflicto comenzó a crecer.
La zona donde se instalaría el relleno sanitario sería por el rumbo de Agua Fría, municipio de Chinameca, donde hay varias graveras y poblados; ha trascendido que el lugar donde se tirarían los desechos es propiedad de una familia de apellido Quintanilla, quienes –dicen– son cercanos a la secretaria de Energía, Rocío Nahle García.
Fuentes de la región comentan que en dicha transacción se habría pagado algo así como 10 millones de pesos que el Gobierno de Veracruz entregó a los supuestos propietarios para la construcción del mentado relleno sanitario. Lo peor de todo, es que trasciende que dicho terreno estaría presumiblemente intestado.
Según versiones, el dinero originalmente iba a ser entregado a dos supuestos propietarios “prestanombres”, cuya empresa beneficiaria estaría ligada a un conocido diputado local sureño, a un empresario gasolinero y a una conocida familia también ligada a la secretaria de Energía.
Ahora el problema es que la clausura del basurero de Las Matas fue una promesa del presidente Andrés Manuel López Obrador… ¿Qué pasará ahora?
Bueno, pues mientras deciden qué demonios pasará con ese depósito de desechos a orilla de carretera, no sólo se demostró que no hubo capacidad de operación política por parte del Gobierno de Veracruz, sino que al final de cuentas ni siquiera tomaron en cuenta a los pobladores afectados por la basura que generan los tres municipios más grandes del sur de Veracruz.
Pero lo más grave del asunto es que se demostró que los funcionarios y representantes populares pecaron de soberbios al pensar que la popularidad de la Cuarta Transformación y el presidente Andrés Manuel López Obrador eran suficientes para que un pueblo pequeño como el de Chinameca (de poco más de 16 mil habitantes) recibiera la basura de más de medio millón de personas.
Otro detalle que parece que no contemplaron en la Cuarta Transformeishion jarocha, es que Chinameca también es una zona de población brava. Que la zona de la sierra de Soteapan, si por algo se distingue, es que en sus protestas suelen ser bastante unidos y reacios en cuestiones que afecten a sus comunidades. Por años las negociaciones con habitantes de la región han llegado a niveles incluso hasta de enfrentamiento con la Policía Estatal y en verdad que el gobernador corrió con suerte de que en un momento dado no hubiese sido retenido por los pobladores, quienes acostumbran a secuestrar a funcionarios de gobierno para que se cumplan sus demandas.
El problema es que un asunto mal manejado por avorazados, sin consulta a la población, ya le estalló al gobernador; y aunque aparentemente da a ganar al “pueblo bueno”, en lo político debilita mucho la posición del mandatario estatal, quien al parecer ya del tema del basurero de plano ya no quiere saber nada.
Por cierto ¿por lo menos le habrán informado al gobernador que esa zona está llena de huachicoleros y narcotraficantes? ¿Al menos tuvieron la prudencia de comentarle que es una zona controlada por la delincuencia organizada desde hace un buen rato, en complicidad con autoridades locales? Por algo los gobernadores rara vez hacen acto de presencia en la zona y uno de ellos, muy querido, fue el desaparecido Fernando López Arias (1962-1968), quien les construyó la única carretera que va hasta Tatahuicapan, pero que además tenía un fuerte arraigo en la región.
Lo de Chinameca podría decirse que ya es un asunto resuelto, pero lo que no se resolvió fue el grave problema del tiradero a cielo abierto de Las Matas y ya la bolita se la pasaron a los alcaldes, que a duras penas pueden lidiar con problemas locales.
El cierre del basurero de Las Matas hubiese sido uno de los grandes anuncios del sexenio. Se hubiese terminado un ecocidio, un mierderío que crece y crece en zona de humedales, cercano a ductos de Pemex y que representa uno de los focos rojos más visibles en la zona sur de Veracruz y del estado.
Lástima, todo por no saber operar desde un inicio… Falta que los alcaldes imiten al presidente y al gobernador y digan que se hará lo que diga el pueblo en alguna consulta donde salgan librados de responsabilidades históricas.
Mientras tanto, el basurero de Las Matas ahí seguirá.
NOTA PARA PEGAR EN EL REFRI: ¿Qué criterios aplica la Comisión Estatal de Protección a Periodistas para que traigan a Xalapa a “testigos protegidos” con todos los gastos pagados? El más reciente escándalo fue el de un “reportero” que se perdió cerca de 24 horas luego de andar paseando por el rumbo de Sayula de Alemán, donde le dieron mil pesos para que se regresara a Xalapa, pero que “tardó” en llegar argumentando que alguien se había metido a su casa y le dio una “sustancia” para que perdiera el conocimiento. Según comenta la flota sureña, este cuate (conocido por mitómano) se colgó del caso del asesinato del periodista de la fuente policiaca, Gumaro Pérez Aguilando, para aprovechar la situación y venirse a vivir a la capital veracruzana… ¿De verdad la CEAPP no investiga, no pregunta, no es rigurosa con los “protegidos” que trae a Xalapa a expensas de recursos públicos? Lo peor es que comentan que, ante las mentiras recurrentes del que ya apodan “La Precious”, existe el temor de que haya señalado o dado nombres de personas inocentes en el tema de Gumaro, donde nos dicen que no tiene nada qué ver, pues ni siquiera tenía relación alguna con el fallecido… De veras, CEAPP, ¿qué tienen caca en la cabeza o qué?
OTRA NOTA: En Boca del Río cambiaron al director de Comercio por el que corrieron de Protección Civil, que fue sustituido por otro llamado Andrés Escalera Pavón; el tesorero boqueño Jose Carlos Torres también parece que se va al Ayuntamiento de Veracruz para que llegue Guillermo Moreno otra vez. Comentan que los cambios están ordenados por el patriarca de la familia Yunes, que aunque están enojados entre ellos, entienden que el único que sabe de ajedrez político es el ex gobernador. Por lo pronto, ya se ve que el ayuntamiento donde gobierna Fernandito Perrier (con todo y sus pachangas nocturnas en altamar) se está cargando con gente del papá.
LA ÚLTIMA PORQUE ES LA PRIMERA DEL 2019: Bastante deleznable la manera en que un grupo de delincuentes asaltaron un trailer que cargaba ganado y estaba detenido en la autopista Isla-La Tinaja. En Puebla, pobladores secuestraron a militares. Mientras, el presidente pide a familiares de huachicoleros que hablen con ellos para que sean buenas personas, cuando a plena luz del día aparecen pobladores robando combustible en el Estado de México… ¿De verdad nadie piensa meter orden? ¿De verdad creemos que en este país sólo bastarán las buenas intenciones o cartillas morales? Pareciera que les falta barrio.