OPINIÓN | BARRA LIBRE | Alfredo Quezada Hernández | 21.11.2019 |

  •  CONAVIM – HIJO DE ATANASIO

De nueva cuenta exhiben a funcionarios estatales.

Esta vez fue María Candelaria Ochoa Ávalos, titular de la Comisión Nacional para Prevenir y Erradicar la Violencia contra las Mujeres, quien, sin mayor empacho, dio a conocer que funcionarios de la administración estatal no apoyan los recorridos llevados a cabo, por esta comisión,  para atender los casos de mujeres asesinadas y desaparecidas en la entidad veracruzana.

Para la titular de dicha comisión, como seguramente también para millones de mujeres veracruzanas, es preocupante la actitud asumida por el hijo Atanasio, al no entregar información sobre los casos presentados en la entidad. Y, para no desentonar, gracias al valemadrismo de la actual administración estatal no están dadas las condiciones para que esta comisión lleve a cabo su trabajo.

En sus recorridos los enviados por Conavim, aun cuando la autoridad estatal ya estaba enterada  de las labores a realizar, no han sido acompañados por la parte institucional, lo que prácticamente los ubica en estado de indefensión.

El peligro a que se exponen es considerable  como también es preocupante tanta dejadez aun cuando ya existen varias alertas de género al respecto.

De todo ello también tiene conocimiento el que hace las veces de Secretario de Gobierno, quien mostrado una apatía total ignora las peticiones de apoyo que le hace esta comisión.

Recordemos que ya son tres, para Veracruz,  las declaraciones de violencia, y la ultima es por la desaparición de mujeres.
Por lo que se sabe aun cuando esta comisión en repetidas ocasiones le ha hecho llegar sendos oficios al encargado de la secretaría de Gobierno donde se le exige brindar las condiciones necesarias para la investigación.

Pobre Veracruz.

  • LOS PARQUIMETROS, A TODO FREGAR

La pura recaudación.

La instalación de estos aparatos  no se puede ver de otra forma más que la de fregar al ciudadano.

Las autoridades están súper atentas buscando la forma de allegarse recursos y que mejor si es a través de los personajes cautivos, los propietarios de automóviles.

Sobra decir que en la ciudad capital nuestras calles están para llorar, muchas de ellas son verdaderos cráteres, lucen unos hoyancos propios de una ciudad después de la guerra.

Tal parece que en lo que menos piensan las autoridades es en mejorarlas, en hacerlas más transitables y, porque no, dar una buena imagen al turismo.

El alcalde, al igual que el hijo de Atanasio, es experto en repartir culpas, en evadir responsabilidades.

En la instalación de estos aparatos  porque no le hace como su patrón mayor, el dueño de “La Chingada”,  porque no lo lleva a plebiscito. Ya veremos cómo le responde la ciudadanía xalapeña, a ver qué resultados le arroja esta consulta.

Pero como Hipólito no tiene un pelo de tonto, jamás sería capaz de consultar a la población capitalina, a esa gente que le llevo al cargo aun sin conocerlo.

Por otra parte estamos  seguros que la inmensa mayoría de ciudadanos desconocen en su totalidad esta medida, los pretexto que hasta ahora ha medio mostrado la autoridad municipales son bajo el pretexto de la movilidad,  otra de las justificaciones para llevar a cabo esta recaudación es “privilegiar al peatón”.

Por favor.

Nada más falso que lo anterior.

En las ciudades donde ya están funcionando estos aparatos  no ha habido mejora alguna, los automovilistas, mucho menos  la ciudadanía, han percibido algún beneficio y sí, muy al contrario, son más los problemas que se han generado, es más el mal sabor de boca que se han llevado miles de turistas y diversos son los graves problemas que se han suscitado ante la puesta en marcha de estas maquinitas de tragar dinero.

No cabe duda que MORENA ya no desea repetir en el cargo, estos aprendices de políticos se están echando a la población encima, con su actuar solo contrariedades generan  y por supuesto que estos disgustos se los habrán de cobrar los electores en el 2021.

Por lo mientras varios actores  de la sociedad ya se están organizando para expresar su malestar ante la puesta en marcha de esta medida.

  • LAS COMPARECENCIAS

Inicia la pasarela.

Las presentaciones de los titulares de despacho, ante os legisladores locales de sus respectivas comisiones,  hoy dan comienzo.

Ante el nulo trabajo muchos de ellos tendrán que recurrir a las frases alegres aso como a las cifras maquilladas.

No se ven resultados por ningún lado.

Los veracruzanos no hozan de mayor beneficio oficial.

La inseguridad es galopante, no hay empleos, el sector salud esta para llorar y así en muchas áreas.

Y como bien dice el vicepresidente nacional de la Cámara Nacional de la Industria de la Transformación (CANACINTRA), Juan Manuel García González, los hombres del dinero esperan que no haya comparecencias a modo durante la Glosa del Primer Informe del hijo de Atanasio.

La exigencia de la iniciativa privada es que los diputados locales hagan su trabajo, que cuestionen, que muestren congruencia y sobre todo lealtad al pueblo de Veracruz.

Le asiste la razón a García González cuando precisa que con las últimas acciones cometidas por la ciudadanía veracruzana, al hacer justicia por su propia mano, solo demuestra que existe hartazgo social.

Los hombres generadores de empleo saben del tema, son ellos los que resienten las consecuencias de la inseguridad, de la apatía del aparato oficial al respecto.

Los líderes empresariales también tienen un límite, son prudentes, que no se confunda la gimnasia con la magnesia.

Cuidado no despertemos al México Bronco, pero al parecer eso es lo que menos le interesa al hijo de Atanasio.